Pinceladas de arte e historia

Hace casi medio siglo que Rafael Armengol no exponía en Ibiza. Lo hizo en 1973 en la galería Carl Van Der Voort, cuando hacía diez años que había terminado sus estudios en la escuela de Bellas Artes de Valencia, y repetirá ahora con 80 años cuando ya es un artista consagrado con una larga trayectoria a sus espaldas en la que ha sido fiel a un estilo muy personal que se enmarca dentro del realismo crítico. ‘D’ombres i llums’ es el título de la muestra que presentará la próxima semana en el Club Diario. Como explica el propio autor, se trata de una serie de pinturas en la que lleva trabajando desde 2018.Pinceladas de arte e historia

Rafael Armengol, en pleno proceso creativo, en su taller. | D.I.

La muestra, organizada por la Fundaciò Baleària gracias al acuerdo alcanzado recientemente con Diario de Ibiza, reúne una veintena de óleos sobre lienzo de mediano formato en los que Armengol ha querido plasmar las luces y sombras de la historia a través de destacados personajes. Las luces, en este caso, las representan Hipatia de Alejandría, considerada por muchos la primera científica de la historia, y la escritora Lou Andreas-Salomé, amiga de Nietzsche y Freud y un icono de su tiempo. Estas dos reconocidas figuras femeninas dialogan en los lienzos, en el caso de la escritora, con fragmentos de los frisos griegos del Partenón , que representan «lo bello y perdurable», y en el caso de Hipatia con frisos persas. En contraposición, Armengol escoge dos figuras que han sido «desfavorables para su tiempo», el emperador romano Nerón y el fundador de la República Popular China, Mao Tse Tung. Acompaña sus imágenes, a modo de friso, con elementos como coles o mariposas. La muestra reúne, además, cuatro cuadros realizados durante la pandemia con los que Armengol ha querido retratar «este momento histórico». En estas obras juega con la iconografía de la ‘Cabeza de Medusa’ de Caravaggio y es que al artista valenciano le ha gustado siempre recurrir a elementos de cuadros clásicos para traducirlos al lenguaje actual. «Al contemplar estas obras es como si viéramos el cuadro real a través de la pantalla de la televisión o de los medios impresos», explica. Para provocar ese efecto es muy importante el uso que hace del color. «En mis obras siempre empleo los tres colores primarios, de luz o de materia», detalla. El hiperrealismo de sus obras despierta admiración. Pero además de su depurada técnica, sus pinturas están llenas de mensajes de los que el autor solo da pistas porque, recalca, es el espectador el que «debe terminar de realizar el cuadro».

- Publicidad -

Artículos similares

X
X