Cuarteto Sinfónica de Baleares

El Club Diario de Ibiza acoge el sábado, 2 de marzo, a las 20 horas un concierto de música de cámara a cargo de uno de los grupos de la Orquestra Simfònica de Balears. Un repertorio de compositores del nordeste de Europa para celebrar el Dia de Balears, conmemoración de la aprobación del estatuto de autonomía. En el programa tres piezas, dos contemporáneas de compositores de Rusia y Georgia y una tercera de un alemán del periodo romántico.

Se trata de un quinteto de cuerda y clarinete integrado por Gina Nicola y Margarita Navarro en los violines; Jorge Pérez, con la viola; Miriam Jiménez, al violonchelo, y Silvia Insa, al clarinete. Dos de las piezas escogidas están escritas para este último instrumento.

Abrirán el concierto con la ‘Reverie Orientale’ del compositor ruso, nacido en San Petersburgo (1865), Alexander Glazunov. Según la clarinetista del grupo, Insa, se trata de un autor que «usaba el folclore ruso» en sus composiciones. «En su obra también hay folclore persa, visto desde el punto de vista ruso. Glazunov es conocido porque sus piezas son muy emotivas», aclara Insa.

La primera parte del concierto se cerrará con cinco miniaturas para cuarteto de cuerda del georgiano Sulkhan Tsintsadze, nacido en Gori en 1925. De hecho Insa explica que las que tocarán son algunas de sus primeras composiciones. «Tsintsadze era chelista y se basaba en canciones folclóricas de Georgia para sus obras», apunta Insa. Cada miniatura tiene una duración de unos dos minutos.

Tras un pequeño descanso llegará la segunda parte, con el ‘Quintet’ en si bemol mayor Opus 34 de Carl Maria von Weber. Weber, que nació en Eutin, al norte de Alemania, en 1786, es un autor adscrito al periodo del Romanticismo, considerado un maestro de la ópera alemana. «Esta obra, que la compuso a lo largo de varios años, entre 1811 y 1815, recuerda mucho a la ópera, sobre todo el segundo movimiento, que es como una aria», explica Insa.

Weber estrenó esta pieza en 1815 con el clarinetista alemán Heinrich Baermann, una figura de su época, para la que su compatriota había escrito la pieza. Su amistad con el intérprete le llevó a componer bastantes obras para este instrumento. ‘Quintet’ consta de cuatro movimientos y dura aproximadamente una media hora. Así el concierto está previsto que dure cerca de una hora.